Pérdida de confianza

Por la situación económica, el Índice de Confianza del Consumidor retrocedió 10% en mayo y la caída interanual ya superó los 20 puntos. Es el nivel más bajo desde principios de 2014. Las ventas también caen.

Bajamos un escalón de confianza». La frase del jefe de Gabinete de la Nación, Marcos Peña, en una entrevista televisiva, resume lo que efectivamente está pasando con el gobierno del presidente Mauricio Macri a partir de las turbulencias económicas que tuvieron lugar en las últimas semanas. Y que le están restando un significativo margen de credibilidad en la sociedad argentina, según indican estudios realizados por la Universidad Torcuato di Tella y la consultora Thomson Reuters/Ipsos.

El Índice de Confianza del Consumidor (ICC) que elabora mensualmente el Centro de Investigación en Finanzas (CIF) de la Escuela de Negocios de la casa de altos estudios arrojó como resultado una caída de 10% en mayo respecto de abril.

En la comparación interanual, el ICC mostró un retroceso de 21,2% en relación a mayo de 2017. De esta forma, cayó a su nivel más bajo desde principios de 2014 y es el segundo peor desde la crisis económica de principios de la década de 2000, según se detalló en un comunicado.

Entre los componentes del ICC, el subíndice de Situación Personal bajó 8,9% y el de Bienes Durables e Inmuebles un 27,4%, mientras que el índice de Situación Macroeconómica cayó 0,1% en comparación con el mes anterior.

En cuanto a la distribución territorial, la confianza del consumidor bajó 6,3% en el interior y 10,6% en el Gran Buenos Aires. También disminuyó en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, donde registró una caída del 15,2%, siempre comparando los últimos datos con los de abril.

Respecto de la distribución por el nivel de ingresos, la confianza del consumidor bajó 8,3% entre los consultados con mayores ingresos y 12,3% entre los de menores recursos.

La consultora Thomson Reuters/ Ipsos ratificó esta tendencia, aunque con valores menos negativos. Según su último informe, el ICC cayó 5,6% en mayo.

El resultado mensual se basa en cuatro subíndices ponderados:

•Condiciones actuales: tiene en cuenta las condiciones financieras personales actuales percibidas (descendió 5,6% respecto al mes anterior).

•Expectativas: mide las expectativas económicas percibidas que combinan las perspectivas económicas personales y comunitarias (-7,6%).

•Inversión: considera el clima de inversión percibido (-5,3%).

•Empleos: tiene en cuenta la percepción sobre la seguridad laboral actual y las perspectivas a futuro (-4,8%).

El índice de confianza de Thomson Reuters / Ipsos es una encuesta mensual nacional de las actitudes de los consumidores y para esta muestra se entrevistó a 500 adultos de entre 16 y 64 años.

Con distintas cifras pero coincidentes en la existencia de una marcada curva descendente, ambos estudios exponen un panorama de incertidumbre creciente que no encuentra expectativas positivas en el corto plazo.

Caída de las ventas

En lo que va del año, las ventas minoristas tampoco exhiben signos favorables y en abril cayeron por cuarto mes consecutivo, según el habitual relevamiento de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME).

Las ventas minoristas de los comercios pymes finalizaron con una caída de 3% frente al mismo mes del año pasado, medidas a precios constantes, y acumulan una baja anual de 1,9% en los primeros cuatro meses de 2018.

Comparadas con marzo también descendieron 0,8%, aunque en general abril suele ser inferior porque tiene menos días hábiles.

El mercado de consumo se mantuvo retraído, afectado por la incertidumbre cambiaria, el menor poder adquisitivo de las familias y los altos niveles de endeudamiento con tarjetas de crédito. Según informaron los comercios consultados, los rechazos por falta de fondos se volvieron más frecuentes. Lo mismo que el desglose de pagos entre dos o más tarjetas.

Los rubros con mayores derrumbes fueron indumentaria y textil blanco.

Comments

comments

 

Diseño de paginas en Zona Norte

Directory Wizard powered by www.polldirectory.net